domingo, 7 de febrero de 2016

¿Siente miedo de hablar en público?



No todos somos grandes conferenciantes, pero sí podemos ser unos oradores amenos y eficaces, si nos conectamos con nuestro público y hacemos llegar el mensaje de forma cordial, clara y efectiva. Las personas en su mayoría coinciden en el miedo que sienten cuando tienen que hablar ante un público ya sea pequeño o numeroso, y todos los expertos establecen: se tiene miedo al ridículo y la mejor manera de superarlo es la práctica, y pensar que no se está dirigiendo a un grupo de amigos.
El Curso es el resultado de más de ocho años de aplicación, prueba y complementación, formando directivos expositores y profesores en México, República Dominicana y Colombia, en programas de formación de formadores, obteniendo resultados satisfactorios en ejecutivos, profesionales, docentes universitarios y profesores de colegios.
En el curso encontrarán orientaciones para mejorar continuamente sus habilidades oratorias, al desarrollar los ejercicios que han sido desarrollados para que con ayuda del espejo o una cámara de vídeo puedan autoevaluarse, conocerse más a ustedes mismos y elaborar un plan de mejoramiento.
Su contenido permite conocer métodos activos centrados en el trabajo y en la comprensión por parte del auditorio que lo escucharán como expositor de un tema, una clase, un informe, una conferencia entre otros. Esperamos que responda a las expectativas del nombre y el contenido y logre en las personas que lo utilicen, conocerse a sí mismos, y mejorar sus habilidades comunicativas.
Al hablar en público necesitamos crear una conexión con aquellos que forman parte de nuestra audiencia, así como un ambiente de confianza que permita que nuestro mensaje sea recibido.
La pregunta es: ¿podría crear esa conexión al hablar en público evitando mirar a las personas a las que me dirijo? ¿Debería mantener contacto visual con el público? La respuesta es: sí. De hecho, es esencial que lo haga.
Piense por un momento en esta situación, se encuentra conversando con alguien y esa persona, mientras habla con usted, se la pasa mirando su reloj, el piso, luego la revista que tiene en su mano, y finalmente mantiene su mirada en la gente que está pasando cerca y todo eso mientras habla con usted. ¿Qué pensarías? Pues sencillamente que esa persona tiene poco o ningún interés en hablar, y probablemente esté en lo cierto, ¿por qué?, ¡porque nunca lo mira!
Lo mismo sucede al hablar en público.
Si evita el contacto visual con el público y en cambio mantiene su mirada sobre sus notas, sobre la proyección de las diapositivas o en el piso, el público entenderá que no tiene ningún interés en ellos o que no está seguro de lo que dice, generando como resultado falta de confianza.
Por otro lado, mantener el contacto visual construye la confianza.
Otro de los beneficios del contacto visual al hablar en público es que las personas sentirán que está sosteniendo una conversación con ellos en lugar de darles un discurso. La gente presta atención más fácil cuando forman parte de una conversación en la que ellos están involucrados.
Así que, mantener el contacto visual al hablar en público ayuda a mantener el interés de la audiencia.
Otra de las ventajas del contacto visual con las personas a las que nos dirigimos, es que podemos conocer la reacción del público.
En una conversación uno a uno, nos fijamos en la otra persona para obtener retroalimentación. Incluso, no hace falta que nos diga algo, podemos comprender cómo se siente y cómo está recibiendo nuestro mensaje con solo ver la expresión de su rostro.
Si sonríe o asiente con la cabeza, lo interpretamos como que está de acuerdo con lo que le estamos transmitiendo. Esa retroalimentación nos anima a continuar. Si arruga el ceño o agita su cabeza de lado a lado, sabemos que no está totalmente de acuerdo con lo que acabamos de decir, y podemos dar una explicación más detallada al respecto.
Lo mismo ocurre al hablar en público. Necesitamos la retroalimentación del auditoria para saber cómo están aceptando lo que estamos diciendo, o si se necita más explicación. La persona en la segunda fila que sonríe y asiente con la cabeza le está diciendo lo que necesitas saber. Ella dice que entiende y que está de acuerdo con usted. Pero, ¿cómo capta ese mensaje si su mirada se encuentra fija en la pared del fondo?
Una última razón por la cual debe dirigir su mirada a las diferentes personas del público es por el estímulo emocional que a menudo recibirá de ellos.
Aunque no esté buscando intencionalmente este tipo de estímulo, es gratificante que, al hablar en público, su mirada se encuentre con rostros atentos y sonrientes y sentir esa conexión con el público.

Así que, dirija regularmente su mirada al hablar en público a las personas que vea más atentas, más interesadas y que sonríen con usted, esto incrementará su entusiasmo y seguridad.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

YouTube Music y YouTube Premium en Colombia.

YouTube Music y YouTube Premium en Colombia.   @educatoncolombia #youtube #youtubeMusic #youtubePremiun YouTube Music...